Así fue el 22º OUFF

Así fue el 22º OUFF
13/12/2017 AndreaOUFF

 

  • El festival finaliza esta edición reforzando su reconocimiento entre el sector y las instituciones, con una grande mejora en la puntuación del ICAA, que duplica sus ayudas al OUFF.
  • Se consolidó también la apuesta por la expansión del festival, aumentando el número de sedes y actividades paralelas con buena acogida.
  • Las películas gallegas proyectadas en el festival consiguieron una gran respuesta del público y fueron vistas por más de 2.500 personas.

Ourense, 13 de diciembrede 2017. – En las últimas semanas se ha conocido la valoración que el Instituto de la Cinematografía y de las Artes Audiovisuales (ICAA) ha hecho sobre el Festival de Cine Internacional de Ourense para sus ayudas de 2017, otorgándole una subida desde los 59 puntos con los que fue valorado el proyecto de festival en 2016 a los 67 puntos para el proyecto de la edición de este año. Como consecuencia de esta mejoría en la valoración, se duplica la aportación económica desde el Ministerio de Educación, Cultura e Deporte. Este reconocimiento se suma al apoyo alcanzado en esta edición del festival por parte de Acción Cultural Española (AC/E) con una cantidad de 4.940€. Esta fue la primera vez que el OUFF accedió la este tipo de ayuda, legitimando su nueva línea de programación y ayudando a traer hasta Ourense a Meghan Monsour (directora de programación de Ambulante Gira de Documentales) y Xosé Ramón Rivas (gestor cultural y programador de documentales del Festival Internacional de Cine de Edimburgo) como miembros del jurado.

Y es que Ourense se convirtió de nuevo el pasado mes de octubre en una ciudad de cine con la celebración del 22º OUFF. La expansión del festival fue grande, con numerosos espacios de la ciudad acogiendo las proyecciones de 77 películas, exposiciones, encuentros, conciertos, talleres y alrededor de 7.500 personas disfrutando de todas estas actividades. Una vez rematado el OUFF, el balance final es positivo, con una consolidación clara de las líneas de programación del festival y un aumento notable de su repercusión.

La apuesta del festival por el cine iberoamericano ayudó también a aumentar su repercusión. Además de una intensa cobertura por parte de la prensa ourensana y gallega, medios generalistas y especializados de tirada nacional prestaron especial atención a las competiciones y retrospectivas del OUFF, incluyendo entrevistas a Mariano Llinás en Ell Mundo o Radio 3, un especial de Caimán Cuadernos de Cine y artículos en Fotogramas o Cinemanía, llegando incluso a la Radio Universitaria de Buenos Aires. Pero el nombre de Ourense no solo viajó a través de la prensa: los focos de Llinás y Jeannette Muñoz programados en el 22º OUFF pudieron verse también en la Filmoteca Española, el Festival Internacional de Cine IBAFF, la Filmoteca de Cantabria, el Laboratorio Reversible de Barcelona o el Centro Gallego de Artes de la Imagen, lo que consolida la relevancia del OUFF dentro del circuito de festivales en España. Además, la reacción del público confirma la buena acogida de la línea iberoamericanista de la programación: los cuatro filmes mejor valorados por las espectadoras y espectadores de las secciones oficiales (Las cinéphilas, Baronesa, Vermelho russo y Amor, amor) son de Argentina, Brasil -dos de ellos- y Portugal. Observando en conjunto los votos del público vemos también que tanto la Competición Iberoamericana como la de Operas Primas fueron recibidas positivamente, teniendo un promedio de 3,24 y de 3,32 sobre 5 respectivamente.

La voluntad del OUFF de funcionar como escaparate de la producción cinematográfica gallega se cumplió también con éxito: los filmes de apertura y clausura del festival fueron gallegos, y más de 2.500 personas vieron cine producido en el país. El público y la prensa se hicieron especial eco del preestreno de Trinta lumes (Diana Toucedo), la presentación de las primeras imágenes de Aquilo que arde (Oliver Laxe) y el estreno de Dhogs (Andrés Goteira), pero también pasaron por el 22º OUFF los largometrajes Una vez fuimos salvajes (Carmen Bellas), Sísifo Confuso. Traballos e días de Francisco Leiro (Aser Álvarez), Entre la ola y la roca (Manuel Lógar), Pessoa/Lisboa (Alberto Ruíz de Samaniego y José Manuel Mouriño), A historia dun satélite (Also Sisters), Post Truth Times. We the Media (Héctor Carré) y La ley de la frontera (Adolfo Aristarain). En el ámbito del cortometraje, se pudieron ver en Ourense Escarabana (Sara Casasnovas), Rapa das bestas (Jaione Camborda), M. (Manuel Moldes Pontevedra Suite, 1983-1987) (Ángel Santos), Europa (Hugo Amoedo), Nueva Galicia (Iván Nespereira), The Neverending Wall (Silvia Carpizo) y el “work in progress” del proyecto de José Manuel Mouriño sobre el laboratorio de restauración L’immagine ritrovata de la Cineteca de Bolonia.

La programación paralela del OUFF se reforzó, expandiendo el festival más allá de las salas cara diferentes ámbitos y espacios, integrándose en la ciudad e incluso llegando fuera de ella, con proyecciones en el Carballiño, Leiro y el Centro Penitenciario de Pereiro de Aguiar. Aumentó el número de conciertos, se acogió la presentación de seis nuevos proyectos y se llevaron a cabo dos exposiciones muy comentadas: Platea. Los fotógrafos miran al cine (de Acción Cultural Española) y Juguetes de cine (del director de efectos especiales Federico Ransenberg). Las actividades abiertas se combinaron con aquellas destinadas a profesionales, como el III Encuentro de Coproducción Portugal-Galicia y la primera edición del foro de posprodución ÁNCORA, cerrándose las dos con éxito de participación.

Por último, el festival mantuvo su esfuerzo en el ámbito formativo. El certamen OUFF Escola continuó con éxito su promoción del cine y la normalización lingüística entre los jóvenes, llegando a aumentar el número de talleres ofertados: el estudiantado asistente pudo aprender doblaje, realización de cortometrajes de ficción y documental y efectos especiales con Federico Ransenberg. Con todo, la formación no se limitó a la gente joven y al OUFF Escola: Ransenberg impartió en La Molinera una masterclass de efectos especiales físicos para adultos y los expertos en comunicación y educación Gingko condujeron durante cuatro semanas en el Centro A Carballeira un taller de Vídeo Participativo. En esta edición también se recuperó la iniciativa del Jurado Universitario mediante un convenio de colaboración con la UVigo, lo que remata de redondear la apuesta del OUFF por el público del futuro.